Tanga semen gay

tanga semen gay

Nada de nuestros penes y testículos quedaban descubiertos. Pero al mismo tiempo no había espacio para la imaginación porque nuestros genitales se marcaban exactamente con su forma y tamaño.

Tanto es así que las venas de su pene se marcaban extraordinariamente. Su pene no estaba circuncidado y eso también se notaba. Curiosamente en nuestros penes no se notan las venas como en el pene de André.

Eso nos pareció curioso porque no nos habíamos dado cuenta de que en nuestros penes las venas no se perciben. Una vez comenzamos a caminar por la playa en nuestras tangas mostazas, nos encontramos con un chico filipino llamado Kurt que también estaba con el mismo bañador.

Sin conocernos nos echamos a reír por la casualidad. El muy majo, también de nuestra edad, se quedó compartiendo con nosotros pues estaba solo en la playa. Kurt era un chico de la estatura de André 1,70 metros. Parecía modelo de revista de unos veinte años de edad. Entonces ya éramos cinco chicos en tangas color mostaza caminando por toda la playa. Aunque no habíamos hablado del tema, todos entendíamos que éramos homosexuales y esto hacía muy cómoda la compañía de unos y otros.

Como todas las personas que nos conocen, Kurt y André se sorprendían de que mi hermano y yo fuéramos en todo idénticos. Hasta en el timbre de voz decía André. Brotaron en la conversación nuestras anteriores experiencias sentimentales, nuestras alegrías y fracasos, en fin que nos fuimos haciendo cómplices en aquellas cosas que nadie sabía ni conocían de cada uno. Había mucha curiosidad sobre las antiguas parejas, si éramos o no vírgenes, y con relación a mi hermano y a mi, si habíamos hecho el amor juntos.

De todos esos temas hablamos abiertamente. Había muchas miradas y sonrisas llenas de picardía. Ya había caído la noche. André fue al chalet donde estaban sus padres para ver cómo estaban y regresó pasados unos minutos. Se percibía perfectamente a la distancia en su tanga que su pene estaba erecto.

Llegó al jacuzzi, se cubrió con sus manos y se disculpó de estar empalmado y la razón que nos dio fue que al venir corriendo su pene se puso duro. Decidimos salir todos del jacuzzi para darnos un buen baño donde nos pudiéramos quitar el salitre, el bloqueador solar y la arena de nuestros cuerpos. Nos metimos a las duchas y nos ayudamos a bañarnos mutuamente. Pero daba igual porque todas eran iguales. Hubo toda clase de roces, al punto que André comenzó a hacerme sexo oral.

Su pene no circuncidado mediría unas siete pulgadas. Después nos fuimos intercambiando de pareja. José Diego comenzó a penetrar a André. Se movía muy rico, tanto que casi me hace eyacular. Logré excitarle tanto que Kurt comenzó a eyacular dando fuertes gritos. José Diego comenzó a eyacular dentro del ano de André y éste me pidió que continuara penetrando.

No lo podía hacer pues ya tenía todo mi pene dentro de su ano. José Diego me pide que le vuelva a penetrar y esto de ver dos hermanos gemelos teniendo sexo provocó en Kurt tanto placer que comenzó a eyacular sobre mi hermano y sobre mi.

Era muy curioso la forma del pene de Kurt. Su pene era mucho mas grande que el nuestro pues medía ocho pulgadas, pero tenía una curvatura enorme hacia arriba y su glande se le enterraba en su vientre por la curvatura del mismo. Era muy sexy su pene pero después vi que apenas podía penetrar pues le dolía demasiado tratar de enderezar esa curvatura mientras penetraba. Mi hermano acostado boca arriba mientras yo arrodillado le penetraba, comenzamos a besarnos apasionadamente.

Eyaculé todo mi semen dentro de José Diego y éste eyaculó sobre su estomago. Una vez finalizamos de tener sexo nos bañamos y nos fuimos desnudos a sentarnos al lado de jacuzzi totalmente desnudos. Ahí cada uno dio su opinión de cómo lo había pasado. Tenia una sustancia blanca y pegajosa por la zona central, la que tapa justo la entrada de la vagina.

Pero de repente note un cosquilleo en el estomago y sentí humedad en mi zona baja. Sin pensarlo dos veces me volví a la habitación, me desnude y me puse ese tanga lleno de semen de mi sobrino. Sentía calambres y un calor que nunca e sentido.

Comencé a tocarme pegando los restos de semen a mi depilado chochito y me vino un orgasmo de película, pero aun seguía con ganas de mas.

Saque mi plug anal y lo moje en mis flujos para colocarlo en su sitio, coji unas bolas chinas y también me las metí y me volví a poner el tanga empapado de semen y flujo de mi anterior corrida. Me coloque un vestido y mis tacones de 15 cm, y salí a la calle para dar una vuelta y dar rienda suelta al poder de las bolas chinas.

Vivo en un tercero sin ascensor, así que antes de llegar al bajo tuve dos orgasmos mas. Me sentía sucia como nunca, mojadisima , pero antes de abrir la puerta para salir a la calle, me di la vuelta por que las manchas de flujo en el vestido eran demasiado reveladoras.

Llegando al segundo me encontré con mi vecina Paqui, que me pregunto si me había sentado en un charco…. Le dije que si, que alguna vecina del primero había mojado la escalera y no había recogido el charco, me resbalé y caí de culo. Sin pensarlo dos veces mi vecina bajo con la fregona a limpiar todo el flujo que derrame en mis orgasmos en la escalera y yo me metí en mi piso.

A estado meando por toda la puta escalera…. Si supiera en verdad el por que mi vecina, me partiría la fregona en dos, en la cabeza en ese momento.

Ya mas tranquila me quede reflexionando por que había hecho eso, menos mal que no salí al final a la calle. Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios. Pero sobre todo eche en falta un tanga rosa de satén que me regalo mi ultimo novio, que al final resulto gay, pero esa es otra historia… Termine de vestirme y en ese instante salio mi sobrino del cuarto de baño.

..

Nos preguntó que si ya los habíamos utilizados y le dijimos que no, que al otro día los íbamos a utilizar. Y nos dijo, mañana me los pondré con ustedes.

Al día siguiente quedamos en encontrarnos en la playa los cuatro con nuestras tangas color mostaza. Eran muy cómodos, estupenda tela que nos cubría muy bien los genitales sin apretarnos los mismos. Nada de nuestros penes y testículos quedaban descubiertos. Pero al mismo tiempo no había espacio para la imaginación porque nuestros genitales se marcaban exactamente con su forma y tamaño. Tanto es así que las venas de su pene se marcaban extraordinariamente. Su pene no estaba circuncidado y eso también se notaba.

Curiosamente en nuestros penes no se notan las venas como en el pene de André. Eso nos pareció curioso porque no nos habíamos dado cuenta de que en nuestros penes las venas no se perciben. Una vez comenzamos a caminar por la playa en nuestras tangas mostazas, nos encontramos con un chico filipino llamado Kurt que también estaba con el mismo bañador. Sin conocernos nos echamos a reír por la casualidad. El muy majo, también de nuestra edad, se quedó compartiendo con nosotros pues estaba solo en la playa.

Kurt era un chico de la estatura de André 1,70 metros. Parecía modelo de revista de unos veinte años de edad. Entonces ya éramos cinco chicos en tangas color mostaza caminando por toda la playa. Aunque no habíamos hablado del tema, todos entendíamos que éramos homosexuales y esto hacía muy cómoda la compañía de unos y otros. Como todas las personas que nos conocen, Kurt y André se sorprendían de que mi hermano y yo fuéramos en todo idénticos.

Hasta en el timbre de voz decía André. Brotaron en la conversación nuestras anteriores experiencias sentimentales, nuestras alegrías y fracasos, en fin que nos fuimos haciendo cómplices en aquellas cosas que nadie sabía ni conocían de cada uno.

Había mucha curiosidad sobre las antiguas parejas, si éramos o no vírgenes, y con relación a mi hermano y a mi, si habíamos hecho el amor juntos. De todos esos temas hablamos abiertamente.

Había muchas miradas y sonrisas llenas de picardía. Ya había caído la noche. André fue al chalet donde estaban sus padres para ver cómo estaban y regresó pasados unos minutos. Se percibía perfectamente a la distancia en su tanga que su pene estaba erecto.

Llegó al jacuzzi, se cubrió con sus manos y se disculpó de estar empalmado y la razón que nos dio fue que al venir corriendo su pene se puso duro. Decidimos salir todos del jacuzzi para darnos un buen baño donde nos pudiéramos quitar el salitre, el bloqueador solar y la arena de nuestros cuerpos.

Nos metimos a las duchas y nos ayudamos a bañarnos mutuamente. Pero daba igual porque todas eran iguales. Hubo toda clase de roces, al punto que André comenzó a hacerme sexo oral.

Su pene no circuncidado mediría unas siete pulgadas. Después nos fuimos intercambiando de pareja. José Diego comenzó a penetrar a André. Se movía muy rico, tanto que casi me hace eyacular. Logré excitarle tanto que Kurt comenzó a eyacular dando fuertes gritos. José Diego comenzó a eyacular dentro del ano de André y éste me pidió que continuara penetrando. No lo podía hacer pues ya tenía todo mi pene dentro de su ano. José Diego me pide que le vuelva a penetrar y esto de ver dos hermanos gemelos teniendo sexo provocó en Kurt tanto placer que comenzó a eyacular sobre mi hermano y sobre mi.

Era muy curioso la forma del pene de Kurt. Su pene era mucho mas grande que el nuestro pues medía ocho pulgadas, pero tenía una curvatura enorme hacia arriba y su glande se le enterraba en su vientre por la curvatura del mismo.

Era muy sexy su pene pero después vi que apenas podía penetrar pues le dolía demasiado tratar de enderezar esa curvatura mientras penetraba. Sentía calambres y un calor que nunca e sentido. Comencé a tocarme pegando los restos de semen a mi depilado chochito y me vino un orgasmo de película, pero aun seguía con ganas de mas.

Saque mi plug anal y lo moje en mis flujos para colocarlo en su sitio, coji unas bolas chinas y también me las metí y me volví a poner el tanga empapado de semen y flujo de mi anterior corrida. Me coloque un vestido y mis tacones de 15 cm, y salí a la calle para dar una vuelta y dar rienda suelta al poder de las bolas chinas.

Vivo en un tercero sin ascensor, así que antes de llegar al bajo tuve dos orgasmos mas. Me sentía sucia como nunca, mojadisima , pero antes de abrir la puerta para salir a la calle, me di la vuelta por que las manchas de flujo en el vestido eran demasiado reveladoras.

Llegando al segundo me encontré con mi vecina Paqui, que me pregunto si me había sentado en un charco…. Le dije que si, que alguna vecina del primero había mojado la escalera y no había recogido el charco, me resbalé y caí de culo. Sin pensarlo dos veces mi vecina bajo con la fregona a limpiar todo el flujo que derrame en mis orgasmos en la escalera y yo me metí en mi piso. A estado meando por toda la puta escalera…. Si supiera en verdad el por que mi vecina, me partiría la fregona en dos, en la cabeza en ese momento.

Ya mas tranquila me quede reflexionando por que había hecho eso, menos mal que no salí al final a la calle. Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios. Pero sobre todo eche en falta un tanga rosa de satén que me regalo mi ultimo novio, que al final resulto gay, pero esa es otra historia… Termine de vestirme y en ese instante salio mi sobrino del cuarto de baño.

Saque las bolas de mi interior y las guarde en mi bolso. Llegando al segundo me encontré con mi vecina Paqui, que me pregunto si me había sentado en un charco… Le dije que si, que alguna vecina del primero había mojado la escalera y no había recogido el charco, me resbalé y caí de culo. Llamaron a mi puerta, era mi vecina de nuevo.

PUTAS COLOMBIANAS SANTIAGO ESCORT LA LINEA

COÑO PELUDO ESCORT PREPAGO

Cuatro Chicos Sexy En Tangas Color Mostaza, Al penetrarlo le provoqué la eyaculación a Alex Adrián, que depositó todo su semen en la boca de Kurt: En nuestro anterior relato les narré cómo la pasamos en Gays On 9 noviembre, Watch free Cumshot, Masturbation, Gay, Straight porn video on HClips - Private Home Clips. Amazing huge cumshots – Free cum shots – Exclusive cum on face . Videos de sexo Gays. Encontrarás todas las peliculas porno de Gays que jamás hayas imaginado. Solamente aquí la mejor selección de tubes de videos porno.

Anuncios de relax lez hardcore